fbpx

6 Claves para mantener una práctica regular de yoga

Hay que reconocerlo, al ser humano le gusta la novedad.

Todos, cuando comenzamos una actividad nueva nos sentimos enérgicos, ilusionados y motivados. Pero, ¿qué ocurre con el paso del tiempo? Pues que la fuerza de la ilusión decae, sobre todo al darnos cuenta del trabajo y la constancia que requieren ciertas tareas o actividades.

Con el yoga ocurre igual. Comenzamos a practicar, sentimos que deja de dolernos la espalda, que nuestra respiración mejora y que nuestra concentración se incrementa. Y con el paso del tiempo y las obligaciones diarias dejamos de practicar un día y luego otro, hasta semanas e incluso meses.

Y es que la sadhana requiere de motivación, disciplina y sobre todo amor hacia uno mismo.

En este post te cuento algunos trucos que utilizo para mantener una práctica regular de yoga.

Cómo tener una práctica regular de yoga

Planifica tus sesiones de yoga

La planificación y la repetición son de gran ayuda para adquirir un hábito. Lo ideal es ponerse pequeños retos, de ese modo, mantener la constancia será más fácil.

Puedes comenzar con dos o tres días concretos a la semana y variarlos según tus circunstancias y obligaciones personales. Por encima de todo, ponte metas realistas y sé flexible contigo mismo.

No es necesario hacer siempre sesiones de una hora. En ocasiones mover el cuerpo durante 30 minutos puede ser igualmente beneficioso.

Ten en mente, que por muy breve sea la práctica, estarás sembrando la semilla de un hábito que será beneficioso para ti. Todo se construye con pequeños pasos.

Reserva un lugar para tu práctica

Haz yoga en un espacio en el que no tengas que mover muchas cosas y con el material a mano.

Aunque, por mi propia experiencia, lo ideal para los días de pereza es usar poco material. Soy muy fan de accesorios de yoga, pero si tienes que hacer uso de mucho material te puedo asegurar que entonces no extenderás ni la esterilla.

Aléjate de las distracciones

Procura practicar en un lugar aislado y tranquilo.

Hoy en día las pantallas son los mayores ladrones del tiempo. Si quieres plantarle cara a la tecnología, pon tu teléfono en modo avión y déjalo en un lugar apartado. Así no tendrás la tentación de evadirte.

Tutorial gato vaca

Recuerda el motivo por el que haces yoga

Ten siempre presente tu intención o sankalpa. El sankalpa es la semilla que sembramos en nuestro interior, la intención última de nuestro corazón.

El fin último del yoga es conectar con nosotros mismos y si recordamos esa intención, conseguiremos que nuestra sadhana tome una dirección firme.

Cultiva la disciplina o tapas

Tapas, es el tercer niyama (de los ocho pasos del Yoga) y se traduce como  disciplina. Es la fuerza, el fuego interno y el coraje que nos ayuda a cumplir un propósito y en último lugar a la autorrealización (según el yoga).

La disciplina nos ayuda a marcar el camino con propósito. Es esa fuerza que nos permite mantener la motivación en momentos de flaqueza, recuperarla y disfrutar de la satisfacción de haber alcanzado una meta.

Saber que hemos superado ciertos retos nos hará sentirnos orgullosos y nos inyectará “un chute de energía” para continuar con nuestra sadhana.

Practica acompañado

La energía de otra persona con frecuencia ayuda a dar el primer paso. Haz yoga con tu pareja, una amiga, etc o acude a clases presenciales para inspirarte de nuevos profesores y refrescar tu práctica.

Si te sientes perdido a la hora de practicar yoga en casa y necesitas la guía de alguien con experiencia,  te animo a que te unas a mi Escuela Online. Ya son muchos los que se han unido y que han dado un impulso a su práctica.

Yoga para cuando no tienes ganas de practicar.

Esta clase es ideal para esos días en los que nos sentimos perezosos o cansados para practicar. La mayor parte de las posturas son de suelo, como una manera de respetar esa energía baja de la pereza.

Si deseas practicar yoga desde casa, puedes hacerlo con mis clases de yoga online.

Únete a la Escuela Online de Siempre Yoga por sólo 10€ al mes

sin permanencias ni períodos mínimos.

También puede interesarte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba